20151112170639-frase-privatizar-es-robar.png

Como todos los propietarios de inmuebles podrán comprobar este año el recibo del IBI (Impuesto de Bienes Inmuebles) nos ha llegado fraccionado en dos pagos remitidos por la empresa REGTSA.

Desde Izquierda Unida queremos condenar en primer lugar que esta empresa continúe gestionando las tasas municipales, percibiendo por ello cerca de 28.000 euros anuales del dinero de todos los vecinos y vecinas, ya que consideramos que con ese dinero se podría contratar a un  trabajador que se encargara de tales cobros.

Por segundo lugar queremos denunciar públicamente que dicha empresa vulnere, con el silencio y la connivencia del Equipo de Gobierno, los acuerdos plenarios adoptados en materia de cobro de dicha tasa, ya que se acordó que a los ciudadanos que les pudiera interesar (no a todos por defecto) podrían solicitar el fraccionamiento del pago en tres cuotas, y no en dos como ha impuesto REGTSA por criterio propio y atendiendo a intereses económicos empresariales y no al interés de los vecinos.

Por ello desde IU solicitamos al Equipo de Gobierno que haga cumplir a la empresa REGTSA el acuerdo plenario y no permita que una empresa privada vulnere una decisión plenaria. Igualmente solicitamos que se comiencen los trámites para rescindir el contrato a dicha empresa y gestionar directamente el Ayuntamiento el cobro del IBI, generando así un puesto de trabajo estable en el municipio.

Comentarios  Ir a formulario