20111114152011-iu-con-los-derechos-constitucionales.jpg

La falta de valores constitucionales que está demostrando Ana María Carrón, Alcaldesa de Candelario, junto con el Equipo de Gobierno que lidera, no solo son sancionables desde la moralidad y la decencia democrática, sino que lo son ante la Justicia.

La última sesión plenaria extraordinaria realizada en el municipio, a petición del Grupo Municipal Socialista, y en la cual se solicitó nuevamente al Equipo de Gobierno que pusiera fin a la censura que hay impuesta en los plenos, finalizó con una nueva negativa por parte de la derecha corita a que en las sesiones públicas los medios de comunicación asistentes pueda grabar o realizar fotografía.

Esta situación que se vive en Candelario desde hace 8 años, pretende zanjarla la Alcaldesa con la autorización para que la empresa encargada de la web municipal sea el único personal autorizado para poder grabar y posteriormente colgar las sesiones plenarias. Sin embargo la Alcaldesa omitió decir si las imágenes que esta empresa adquiera estarán a disposición del resto de medios.

Igualmente, desde IU consideramos que esta medida no excluye que cualquier medio de comunicación o ciudadano, en pleno ejercicio del artículo 20 de la Constitución, pueda desarrollar la libertad de información, y por ello estamos en la convicción de que el Equipo de Gobierno con su última negativa está violando el derecho a la pluralidad informativa, y pisando los derechos de los ciudadanos.

Una vez más la negligente actuación de Ana María Carrón llevará a este Ayuntamiento al juzgado, con el consecuente desembolso económico que supone eso para las arcas municipales y a los bolsillo de los ciudadanos, quienes hace no mucho sufrimos una desproporcionada subida de impuestos que están siendo utilizados para parchear a golpe de talón los patinazos de una alcaldesa que gestiona el pueblo como si de su casa se tratase. 

Lunes 14 de noviembre de 2011

Comentarios  Ir a formulario

iucandelario