20101017112051-herrera-ridao-llamazares.jpg

 

El portavoz parlamentario de Izquierda Unida en el Congreso, Gaspar Llamazares, registró hoy la enmienda a la totalidad que esta formación presentada a través del Grupo Parlamentario de ERC-IU-ICV a unos Presupuestos Generales del Estado 2001 que calificó como “los de la renuncia, la resignación y el ‘derechazo’ del Gobierno socialista”.
 
En rueda de prensa en el Congreso tras registrar la enmienda junto a los portavoces de ERC e ICV, Joan Ridao y Joan Herrera, y con la presencia también del portavoz del BNG, Francisco Jorquera, Llamazares comentó que estaba expresando la opinión de las formaciones de izquierda de la Cámara al afirmar que el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero “no sólo ha roto con estas cuentas con los sindicatos y los trabajadores, sino también con los partidos de la izquierda parlamentaria”.
 
“El Gobierno –subrayó el portavoz de IU-  ha escogido para pactar los Presupuestos a los ‘partenaires’ de la derecha en el Congreso. Están hechos al dictado de los mercados y al margen de la ciudadanía. No responden a las necesidades económicas ni sociales y sólo lo hacen a la obsesión dogmática de los mercados”.
 
Para Llamazares, estas son unas cuentas “de ficción”, que más que el nombre de presupuestos merecerían el de ‘supuestos’, entre otros motivos por “su renuncia desmedida a la inversión pública y plantear llegar a un crecimiento económico en 2011 que nadie respalda”.
 
En su opinión, “hacen recaer de manera muy desigual sobre los ciudadanos el esfuerzo de la crisis al no contemplar una reforma fiscal que grave a las rentas de capital y combata el fraude de forma real y efectiva. Todo ello con una nefasta renuncia al impulso público para salir de la crisis, que afectará más a los más desfavorecidos por el tijeretazo a los gastos sociales”.
 
Gaspar Llamazares, al igual que el resto de portavoces presentes, no renunció a la posibilidad de intentar mejorar las cuentas a través de enmiendas parciales, incluida una para tratar de evitar la congelación de pensiones para el año próximo. No obstante, se mostró escéptico de que el Gobierno “pueda variar su política y girar a la izquierda, sobre todo al tener muy claro con quién va a pactar –en alusión a PNV y Coalición Canaria- y ante quién debe responder de las medidas adoptadas, que no son otros que los mercados y los grandes intereses económicos y organismos internacionales”.

Comentarios  Ir a formulario

iucandelario