20090220122642-jarubio-1.jpg

Madrid, 19 de febrero de 2009

El secretario de Economía y Trabajo de IU, José Antonio García Rubio, afirma que “la propuesta del Gobierno es un asalto a los recursos de la Seguridad Social que garantizan las pensiones futuras y pone en peligro su percepción. Con las pensiones de los trabajadores no se juega”.

 

García Rubio, ha puesto de relieve que “la propuesta conocida a través de diversos medios de comunicación hecha por el Gobierno al Partido Popular de modificar la ley para hacer posible que con el Fondo de Reserva de la Seguridad Social se financie la deuda de cajas y bancos constituye un asalto a los recursos de la Seguridad Social. Además, pone en peligro el objetivo con el que se constituyó el Fondo, que es garantizar el cobro de las pensiones.”

 

“Izquierda Unida –subraya el dirigente federal- está radicalmente en contra de esa posibilidad, la rechazaremos tajantemente ante todas las instancias posibles y, además,  creemos que los trabajadores son mayoritariamente de la misma opinión y no permitirán una actuación así”.

 

Para García Rubio, “los argumentos que da Octavio Granado, secretario de Estado de la Seguridad Social, son engañosos. Es cierto que la deuda privada se está negociando a un interés más alto que la deuda pública, pero ese interés más alto se paga, precisamente, porque es una deuda de más alto riesgo. Los casos del Fondo Banif Inmobiliario –que, aunque se oculte, es un auténtico ‘corralito’ para los partícipes del Fondo- y la situación de Caja Castilla La Mancha son un buen ejemplo de lo que decimos”.

 

Según el secretario de Economía y Trabajo de IU, “este Gobierno está completamente entregado a la Banca y quiere poner los fondos de la Seguridad Social, es decir, las cotizaciones de los trabajadores, a disposición de las deudas del sistema financiero español. Los bancos quieren meter mano en la caja de las pensiones públicas, sugieren el método al Gobierno y éste corre a asegurarse la complicidad del Partido Popular para una medida que atenta contra el Sistema Público de Pensiones”.

 

“Opinamos que existe una cuestión de principio –afirma García Rubio- y es que el Fondo de Reserva de la Seguridad Social no puede respaldar operaciones privadas. Esto, además, lo dice la ley. No tenemos inconveniente en que se suscriban emisiones de Deuda Pública. Pero, desde luego, no hay sitio para resolverles a los bancos sus problemas. Si no encuentran clientes para colocar sus emisiones de deuda, respaldadas graciosamente por el Gobierno, es que su solvencia no es tan evidente como se empeñan en afirmar. Con las pensiones de los trabajadores no se juega”.

Comentarios  Ir a formulario

iucandelario